El trabajo de Sareb

El trabajo de Sareb

La labor de Sareb es transformar, gestionar y vender los préstamos e inmuebles que fueron transferidos por las entidades financieras que precisaron ayudas públicas. Todos esos préstamos procedían de promotores inmobiliarios por lo que Sareb no ha gestionado nunca préstamos hipotecarios de particulares. El objetivo es conseguir vender, en un plazo limitado, el mayor número posible de esos activos por canales minoristas maximizando su valor y minimizando el perjuicio para los contribuyentes. Los ingresos de estas ventas permiten repagar la deuda de Sareb que está avalada por el Estado.

«Sareb recibió entre 2012 y 2013 una gran  cartera de activos inmobiliarios, así como de préstamos problemáticos con garantías inmobiliarias»

El modelo de Gestión

Los principales objetivos pasan por reducir el volumen de activos de la cartera a través de su venta y mejorar su composición, transformando los préstamos en inmuebles, un activo normalmente más líquido y fácil de vender. Esta gestión de la cartera se hace, además, incorporando el principio de sostenibilidad y utilidad social de un modo transversal afectando a toda su actividad.

El modelo operativo

La vida limitada de Sareb, cuya liquidación programada tendrá lugar en 2027, hace aconsejable que la compañía subcontrate la mayor parte de sus actividades. Por otra parte, la heterogénea composición de la cartera hace que la estrategia de gestión varíe en función del tipo de activo. Por estos motivos, la sociedad cuenta con proveedores especializados como Hipoges y Anticipa-Aliseda para la gestión de préstamos y la comercialización de inmuebles en el mercado minorista.

Sareb se encarga de forma directa de la gestión de las posiciones de grandes deudores.

En el área de suelos, el proveedor de servicios contratado por Sareb es Serviland, que se encarga de sus procesos de gestión urbanística.

Por su parte, Aelca es la compañía que promueve, desarrolla y comercializa las promociones inmobiliarias que impulsa Sareb a través de Árqura Homes, la promotora que nació con cerca de dos millones de metros cuadrados en suelos con el proyecto de construir 17.000 viviendas.

Por último, Sareb trabaja con Servihabitat en la gestión de la cartera de vivienda social.

La gestión de familias vulnerables

Un porcentaje relevante de los activos que recibe Sareb están habitados con diferentes casuísticas. Gracias a que en 2022 se enriqueció el mandato desinversor con el principio de sostenibilidad y utilidad social, Sareb ha desarrollado un modelo de gestión dual que permite trabajar con las familias vulnerables a las que se les ofrece un Programa de Alquiler Social con Acompañamiento que les permita superar su situación de riesgo de exclusión. Para el desarrollo de esta labor la sociedad se apoya en la experiencia de mediación social de Sogemedi y Gesocin que, liderados por Servihabitat, realizan la interlocución directa y el acompañamiento de las familias.